Yorkshire Terrer Toy, ¿engaño?

Yorkshire Toy, ¿existen o son una ESTAFA?

Últimamente está aumentando la demanda de los llamados Yorkshire Toy o Yorsay Toy. Aunque, en realidad, no se sabe a ciencia cierta si se trata de una variedad de Yorkshire Terrier, si, por el contrario, estamos ante otra raza de perro o si es una estrategia de marketing para vender más cachorros de yorkie. Si quieres saber toda la verdad sobre los Yorkie Mini Toy, ¡sigue leyendo!

Vayamos por partes, Yorkshire Terrier es el nombre de una raza de perro tal y como recoge la FCI en sus registros, del mismo modo que pastor alemán, carlino, chihuahua, husky siberiano o labrador son otros tipos de raza de perro reconocidos.

Asi que, aunque cada vez sean más frecuentes términos como Yorkshire Toy, Yorkie Mini Toy o Mini Toy – también existen referencias como teacup (taza de café), debido al reducido tamaño de algunos ejemplares o incluso terrier enano-, en realidad ninguno es correcto ya que no se están refiriendo a ninguna raza de perro reconocida como tal.

Yorkshire Toy, ¿un invento de marketing?

En contra de todo lo aconsejado por los expertos, muchos criadores se han dedicado a buscar, mediante cruces genéticos, ejemplares cada vez más pequeños. Debes saber que los animales que resultan de estos cruces presentan más problemas de salud, menor esperanza de vida, más debilidad en general. Si nos fijamos en el estándar para la raza Yorkshire Terrier, nos indica que tienen una esperanza de vida media de 15 años y un peso entre 1kg y 3,2kg. Por el contrario, los Yorkies de menor tamaño y peso ven cómo su esperanza de vida apenas llega a los 10 años en el mejor de los casos.

Entonces, ¿por qué hay un aumento en la demanda de Yorkshire Terrier Mini Toy? No hay una respuesta concreta a esta pregunta pero sí que podemos afirmar que hay toda una estrategia de marketing orientada a comercializar estos perros. Pero la realidad es que esta falta de ética que muestran algunos criadores, puede afectar gravemente a la raza y acabar degenerándola, ya que fomenta a los animales más débiles de la camada.

No existe la variedad Yorkshire Mini Toy
No existe la variedad Yorkshire Mini Toy

¿Razones para NO comprar un Yorkshire Terrier Toy?

Hay muchos motivos para no adquirir un perro yorkshire toy, o de menor tamaño de lo que nos recomienda el estándar de la raza según la FCI. A continuación, os dejamos las principales razones para descartar por completo la adquisición de un Yorki Mini Toy:

  • En primer lugar, haciéndolo estás contribuyendo a la cría de estos animales. Sabiendo que se trata de una práctica de dudosa ética.
  • Este tipo de prácticas, de generalizarse, podría derivar en la pérdida de pureza de la raza, provocando mutaciones no controladas.
  • Estas alteraciones genéticas, tienen como consecuencia ejemplares más vulnerables y delicados.
  • En la naturaleza, los ejemplares más pequeños de las camadas son los más débiles, con mayor propensión a sufrir enfemedades, trastornos genéticos, etc. Y los Yorkshire Mini, no son una excepción.
  • Al no estar dentro del estándar de la raza, evidentemente jamás obtendrás un certificado de pedigrí.

No dejes que te estafen

Cada vez es más habitual encontrarnos con anuncios de cachorros publicitados como yorkshire terrier mini, perros yorkshire mini, raza mini toy o yorsay toy. Sin embargo debes saber que, probablemente se trate de un fraude ya que no pueden ofrecer algo que no existe, ya que todos ellos son perros sin raza ni pedigrí, sino los ejemplares más pequeños y, por tanto, más débiles de la camada.

Uno de los grandes problemas que nos encontramos al examinar estos cachorros, es que es muy difícil distinguir a un perro de raza de uno que no lo es. Se dan muchos casos en los que, aprovechando el encanto y la ternura de los cachorros, algunos vendedores y criadores ilegales ofrecen estos animales como yorkshire cachorro a precios realmente reducidos bajo el reclamo de comprar un Yorkshire Mini Toy.

Y, por si fuera poco todo esto, muchos vendedores llegan a realizar prácticas que podriamos calificar de crueles además de insensatas. Una de estas prácticas consiste en separar a los cachorros de sus madres antes de los 3 meses. Un hecho totalmente desaconsejable, ya que los cachorros necesitan los cuidados de su madre durante sus primeras semanas. De esta forma lo único que se consigue es poner en riesgo la salud de los cachorros, pudiendo llegar a morir.

Como siempre defendemos, si quieres un perro antes de pagar por él, valora la opción de adoptar. Si aún sigues prefiriendo la opción de comprarlo, te recomendamos que te informes antes, que acudas a un criadero legal y que te ofrezca todas las garantías que exige la ley para un perro de raza. De esta forma evitarás desagradables sorpresas.